ESTRUCTURA EMPRESARIAL

El mercado mundial de bebidas espirituosas se encuentra dominado por enormes compañías multinacionales que tienen unas estrategias globales y presentan unas ofertas muy variadas. La Federación Española de Bebidas Espirituosas (FEBE) agrupa a 130 empresas productoras y distribuidoras de bebidas espirituosas y productos derivados, con lo que representa a prácticamente el 100% del sector en España. Todas las empress del sector generan unos 7.000 puestos de trabajo directos, lo que supone el 1,7% de toda la industria agroalimentaria. Se calcula que contribuye, a su vez, a generar otros 164.000 puestos de trabajo indirectos, debido a su enorme influencia en los sectores de hostelería y turismo. Hay que tener en cuenta que estas bebidas constituyen el 12,6% del gasto de los turistas en España. En la agricultura, un 2,3% del empleo total dedicado al cultivo de materias primas se encuentra orientada a la elaboración de bebidas espirituosas, lo que viene a suponer unos 13.000 empleos. El mercado español de bebidas espirituosas se encuentra dominado por tres grandes grupos que presentan unos porcentajes relativamente cercanos. Así, el primero en volumen controla el 17,1% de todas las ventas, aunque en valor su porcentaje se reduce hasta el 15,8%. El segundo operador en volumen, con el 14,7%, aparece como el primero en valor, con el 18,1%, mientras que el tercero presenta unas cuotas del 12,2% en volumen y del 15,7% en valor. El cuarto operador registra unos porcentajes del 6,9% y del 8,4% respectivamente, mientras que el quinto ronda el 5,9% y el 5,7% y el sexto se sitúa en el 4,3% y el 6,5%. Otros dos grupos alcanzan unos porcentajes del 2,1% y 1,8% en volumen y del 1,7% y 1,6% en valor. Las marcas de distribución no son muy importantes en este mercado y representan el 12% de todas las ventas en volumen y el 6,6% en valor. Atendiendo a sus facturaciones, el primer grupo sectorial registra unas ventas de más de 338 millones de euros anuales, mientras que el segundo llega a 240 millones de euros, el tercero ronda los 175 millones de euros, el cuarto se sitúa en 150 millones de euros y el quinto supera los 146 millones de euros. Las inversiones publicitarias de las empresas del sector se han reducido en casi un 25% durante el último ejercicio computado, quedando por debajo de los 18 millones de euros.

About the author

Montse Gonzalez