Fermented

Sidra

  • origen
  • variedades
  • escanciado
  • producción
  • consumo

El 70% de la producción anual se consume dentro de Asturias, lo que se traduce en un consumo medio de 50 litros por habitante.

La sidra se vende por botellas, no por vasos. Cada “culín” se bebe de un solo trago y sin reposar (recién escanciado), y aunque hoy en día muchas sidrerías ofrecen un vaso por persona, es habitual compartir el vaso.

La visita a alguno de los “llagares” (nombre que en Asturias reciben los lugares donde se produce la sidra) y descubrir los secretos de esta bebida a través de los mejores llagareros es una visita obligada en Asturias. También una degustación de sidras o un menú gastronómico maridado con sidras son algunas de las experiencias que te descubrirán el mundo de la sidra. El centro de Asturias y prinicipalemente la Comarca de la Sidra, ofrece una ámplia gama de opciones de alojamiento, gastronomía y visitas vinculadas a la Sidra.

PRODUCCIÓN El mercado español de sidra ronda los 15 millones de litros, por un valor cercano a los 31 millones de euros. Estas cifras indican un moderado incremento en volumen, aunque en valor la tasa de crecimiento interanual se sitúa en torno al 2%. En la distribución organizada la sidra natural representa el 28% del total en volumen y el 33% en valor, mientras que la sidra gasificada acapara unas cuotas del 72% en volumen y del 67% en valor. Por lo que hace referencia a la sidra amparada por la DOP Sidra de Asturias, en 2014 se produjeron 1,6 millones de litros frente a los 1,9 millones del año anterior. En cualquier caso, las ventas durante el pasado ejercicio se acercaron a los 1,7 millones de botellas, lo que supuso un muy importante incremento interanual del 21%. Las perspectivas para el año 2015 estiman una producción por primera vez superior a los 2 millones de litros. Asturias acapara el 77% de toda la producción de sidra natural, seguida por el País Vasco, con un porcentaje del 20%. Asturias también ocupa el primer lugar opeen la sidra gasificada, con una cuota del 84% del total. A mucha distancia aparecen Navarra y Galicia. En Europa se producen 10 millones de hectolitros de sidra, fundamentalmente gasificada. El primer productor europeo es Reino Unido, con el 58% del total, seguido por Francia (13%), Alemania (11%) y España (8%). A nivel mundial, la principal potencia productora de sidra es Estados Unidos. A continuación se sitúan Canadá, Argentina, Chile, Sudáfrica y Australia. ESTRUCTURA EMPRESARIAL La elaboración y comercialización de sidra en España se encuentra en manos de un grupo de pequeñas y medianas empresas que tienen redes de distribución de incidencia regional. Junto a éstas, aparecen algunos operadores que han alcanzado un cierto volumen de producción y ventas, gracias fundamentalmente a las ventas en los mercados exteriores. El principal productor de sidra en nuestro país comercializa unos 18 millones de litros, tiene unas ventas de 14 millones de euros y cuenta con más de 50 empleados, mientras que el segundo llega a los 10 millones de litros y los 6 millones de euros y el tercero ronda los 5,8 millones de litros y los 3 millones de euros. El cuarto operador, centrado en la sidra natural en exclusiva, tiene una producción de 3,6 millones de litros y unas ventas de 5 millones de euros. Los diez primeros grupos productores de sidra de España controlan el 61% de la facturación total del sector. En el Consejo Regulador de la DOP Sidra de Asturias se encuentran inscritos 23 lagares, 274 parcelas y 274 productores. COMERCIO EXTERIOR El comercio exterior de sidra es claramente desfavorable para nuestro país, ya que las importaciones son mucho más importantes que las exportaciones. Las primeras alcanzan los 13 millones de euros anuales, mientras que las segundas sobrepasan ligeramente los 5 millones de euros. La sidra natural representa el 70% de todas las importaciones, mientras que el restante 30% es la cuota de la sidra gasificada. Esa sidra se consume en zonas turísticas con alta concentración de visitantes extranjeros. Nuestro principal proveedor de sidra es Irlanda, con el 27,4% del total, seguida por Reino Unido (23,6%), Holanda (15,4), Suecia (10,3%) y Alemania (8,8%). Por lo que hace referencia a las exportaciones, éstas se dirigen de manera prioritaria hacia algunos países americanos, encabezados por Estados Unidos, con el 22% del total. A continuación aparecen Cuba (9%), República Dominicana (7,8%) y Venezuela (4,9%). Dentro de Europa, el único cliente importante es Portugal, hacia donde se dirige el 30% de este comercio exterior.

Cerveza

  • First tab
  • Second tab
  • Third tab

Tab 1

Tab 2

Tab 3

PRODUCCIÓN La producción de cerveza en España registró un crecimiento del 2,8% durante 2014, llegando hasta 33,6 millones de hectolitros, rompiendo de esa manera las caídas de los dos ejercicios precedentes. España aparece como el cuarto productor europeo de cerveza, por detrás de Alemania (94,4 millones de hectolitros), Reino Unido (42,4 millones de hectolitros) y Polonia (39,6 millones de hectolitros). Por debajo de la producción española aparecen las de Holanda (18,6 millones de hectolitros), República Checa (18,5 millones de hectolitros) y Francia (18,1 millones de hectolitros). A nivel mundial, España es la décima potencia productora de cerveza, en un ranking encabezado por China (506,5 millones de hectolitros), Estados Unidos (224,1 millones de hectolitros) y Brasil (135,5 millones de hectolitros). Por encima de nuestro país aparecen también Rusia (88,6 millones de hectolitros), México (82,5 millones de hectolitros) y Japón (57,2 millones de hectolitros). El valor de la cerveza en el mercado español superó los 14.600 millones de euros, lo que representa alrededor del 1,4% del PIB. En 2014, solo en concepto de impuesto especial sobre la cerveza, se recaudaron 307 millones de  euros. El Estado ingresa en torno a 3.400 millones de euros mediante los impuestos que gravan el consumo de cerveza. El total de cerveza vendida en nuestro país llegó a 32,3 millones de hectolitros, con un aumento interanual del 2,3%. Lo que supone el mayor incremento desde 2006.Un 42% de la cerveza comercializada en España se vende en botellas reutilizables. A continuación se sitúan las latas (30%) y los barriles (28%). Durante 2014, la cosecha de lúpulo creció un 8,8% respecto a la del año anterior gracias a las 935,8 toneladas de flor cultivadas, lo que situó a España como sexto país productor europeo y dentro de los diez primeros países a nivel mundial. Se cultivaron 535 hectáreas de lúpulo en 36 localidades de Castilla y León, La Rioja, Galicia y Navarra. El origen de la malta utilizada por las compañías procede de unas 650.000 toneladas de cebada cultivada en más de 320.000 hectáreas. Durante 2014 las malterías de nuestro país produjeron más de 455.000 toneladas, lo que supone un aumento de más del 2% respecto al año anterior. Su facturación se situó cerca de los 170 millones de euros. ESTRUCTURA EMPRESARIAL El mercado español de cerveza se encuentra en manos de unos pocos y grandes grupos que habitualmente son filiales de enormes compañías multinacionales. La asociación Cerveceros de España está formada por seis grupos empresariales que controlan la práctica totalidad de la producción de cerveza y controlan el 99,8% de toda la producción española de cerveza y tienen 18 centros de producción repartidos por toda la geografía nacional. En los últimos tiempos han aparecido una gran cantidad de microcervecerías que comercializan pequeños volúmenes de esta bebida. A finales del pasado año estaban inscritas 314 de estas pequeñas industrias. El principal grupo cervecero de nuestro país produce casi 11,9 millones de hectolitros, mientras que el segundo sulapera los 10 millones de hectolitros, el tercero ronda los 8,3 millones de hectolitros, el cuarto se acerca a los 1,8 millones de hectolitros, el quinto se sitúa en 851.000 hectolitros y el sexto alcanza los 675.000 hectolitros. Estas cifras indican que el resto de empresas productoras de cerveza representan en conjunto otros 85.500 hectolitros. En 2014 Cerveceros de España comercializó más de 140 marcas de cerveza. Las empresas del sector generan unos 6.000 puestos de trabajo directos, a los que hay que añadir 224.300 empleos en la hostelería, 20.900 puestos de trabajo en los servicios abastecedores, de los que el 22% corresponde a la agricultura, y 5.900 empleos en la distribución comercial. COMERCIO EXTERIOR El comercio exterior de cerveza es claramente desfavorable para nuestro país, ya que las importaciones rondan los 4,4 millones de hectolitros, mientras que las exportaciones superan los 1,7 millones de hectolitros. De todas maneras, durante los últimos ejercicios, las ventas en el exterior han crecido de una manera muy significativa. Durante 2014 las exportaciones españolas de cerveza crecieron un 28% y mantienen una tendencia positiva que se ha consolidado en el último lustro. El principal cliente de las cervezas españolas es Guinea Ecuatorial, con 56,3 millones de litros, seguida por Portugal (26,1 millones de litros), Reino Unido (18,9 millones de litros), Francia (9,6 millones de litros), China (9,2 millones de litros), Argelia (7,2 millones de litros), Andorra (5,2 millones de litros), Italia (4,4 millones de litros), Alemania (3,3 millones de litros) y Chile (2,8 millones de litros). Por lo que hace referencia a las importaciones, el crecimiento interanual fue de un 14% frente al 17% del ejercicio anterior. Algo más del 80% de todas esas importaciones se encuentra acaparado por nuestros tres principales proveedores que son Francia (240,4 millones de litros), Holanda (81,1 millones de litros) y Alemania (52,4 millones de litros). A mucha distancia se sitúan Portugal (25,5 millones de litros), México (12,9 millones de litros), Reino Unido (11,5 millones de litros), Bélgica (6,2 millones de litros) e Irlanda (3,9 millones de litros).