Percebe

Dentro de la gran variedad de especies hay una característica culinaria común a todas ellas que es su intenso sabor a mar, en especial el de los percebes. La preparación más típica y tradicional es su simple cocción en agua aderezada con hojas de laurel. Uno de los problemas a la hora de adquirir crustáceos es identificar su procedencia. En el caso del percebe, el gallego es más grueso y oscuro que el marroquí, con la uña más aguda y rojiza.

About the author

Montse Gonzalez