PATATAS FRITAS, FRUTOS SECOS Y SNACKS

PRODUCCIÓN

El mercado español de snacks se situó durante 2014 en unos 660 millones de euros, con un incremento interanual del 2%. Por lo que hace referencia a la distribución moderna, las ventas se redujeron en un modesto 0,1%, quedando en algo menos de 89.490 toneladas, por un valor de 583,1 millones de euros (-0,9%). La principal oferta en volumen y valor es la constituida por las patatas fritas, ligeramente por debajo de las 54.970 toneladas, por un valor de 333,5 millones de euros. A continuación aparecen los snacks, con 25.550 toneladas y 216,3 millones de euros y las palomitas, con 8.970 toneladas y 33,2 millones de euros. Dentro de las patatas, las principales ofertas son las de chips lisas (39,4% del total en volumen), seguidas por las artesanas y caseras (23%), las onduladas (21,4%), las de tubo (10%), las ligeras y dietéticas (4,6%) y las de paja (1,6%). Entre los snacks destacan los gusanitos (16,9% del total en volumen), los triángulos (15,9%), los cócteles de snacks (15,4%), los fritos y tiras (8,2%), las bolas (7,8%) y los conos (7,5%). Las pipas son los frutos secos más vendidos, con una cuota del 25,6% del total en volumen. A continuación aparecen los cacahuetes (18,4%), los surtidos (16,8%), las nueces (11,9%), las almendras (7,8%), los pistachos (6,8%), las avellanas (3,6%), el maíz pequeño (3,4%) y los anacardos (2,5%).

ESTRUCTURA EMPRESARIAL

Aunque en la base de la estructura empresarial del sector de snacks, patatas fritas y frutos secos aparece un gran número de pequeñas y medianas empresas, con incidencias muy localizadas, en la cúspide aparecen algunos grandes grupos, entre los que destacan las filiales de enormes compañías multinacionales, con fuertes estrategias de internacionalización. La Asociación de Fabricantes de Aperitivos (AFAP) está formada por 18 empresas que acaparan el 60% de toda la producción. Los empleos directos e indirectos generados por todas las empresas del sector superan las 20.000 personas. El grupo líder del sector registra una producción de 60.000 toneladas, con unas ventas de 300 millones de euros, mientras que el segundo también alcanza las 60.000 toneladas, pero su facturación es de apenas 63 millones de euros. El tercero, por su parte, ronda las 58.000 toneladas y los 47 millones de euros, el cuarto se sitúa en 24.000 toneladas y 42 millones de euros y el quinto se acerca a 23.000 toneladas, con una facturación de 71,8 millones de euros. Las marcas de distribución son muy importantes en algunas de las principales presentaciones. Así, en las patatas fritas controlan el 47,8% de todas las ventas en volumen y el 37,7% en valor, mientras que la primera oferta marquista presenta unos porcentajes respectivos del 36,1% y del 44%.

CONSUMO

Durante el año 2014, los hogares españoles consumieron 126,6 millones de kilos de frutos secos y gastaron 869,6 millones de euros en este producto. En términos per cápita, se llegó a 2,8 kilos de consumo y 19,4 euros de gasto. El consumo más notable se asocia a las nueces (0,6 kilos por persona y año), seguido de los cacahuetes (0,3 kilos per cápita), de las almendras (0,2 kilos per cápita), de las avellanas (0,1 kilos per cápita), y de los pistachos (0,1 kilos per cápita). En términos de gasto, las nueces concentran el 23,2% del gasto, con un total de 4,5 euros por persona, seguido por las almendras, con un porcentaje del 14,9% y un total de 2,9 euros por persona al año. A continuación, se encuentran los pistachos, con el 6,7% y 1,3 euros por persona, los cacahuetes, con el 5,2% y 1 euro y, finalmente, las avellanas, con el 4,1% del total y 0,8 euros por persona al año.

COMERCIO EXTERIOR

No se disponen de cifras muy fiables sobre el comercio exterior de snacks y patatas fritas, ya que muchos de los movimientos internacionales se realizan entre filiales de grandes grupos multinacionales y no suelen aparecer reflejados en las estadísticas de importaciones y exportaciones. Atendiendo a los frutos secos, hay que empezar reconociendo que algunas de las ofertas más consolidadas no se cultivan en España, por lo que el recurso de las importaciones resulta imprescindible. Los casos más importantes son los de los pistachos, anacardos y nueces de Macadamia. Algunos de los fabricantes españoles más importantes han puesto en marcha estrategias de internacionalización para incrementar sus volúmenes de producción. Durante el último año se han producido algunas operaciones de adquisición de empresas españolas por multinacionales francesas y japonesas para asegurarse su presencia en nuestros mercados. El líder sectorial tiene cuatro plantas de producción en el extranjero. La facturación de su filial estadounidense es de 200 millones de euros. Por lo que hace referencia a los snacks se registran fuertes movimientos de exportación hacia otros países europeos, como Portugal, Italia, Holanda, Suecia y Finlandia, mientras que fuera de Europa destacan las exportaciones hacia Japón.
About the author

Montse Gonzalez